¡Por fin!, las ayudas del plátano Canario, les llegan a los agricultores.

! Pues si!, por rocambolesco que parezca las cooperativas o al menos algunas ya declaran, que a diferencia de “la subvención al transporte perteneciente al 2017”, que en el 2019 decidieron quedársela y repartir el importe como consideraron oportuno. Sin un previo consentimiento de los socios. Las del 2018 las van a ingresar en el año 2020 directamente en la cuenta de los asociados, ya que son los que soportaron la carga administrativa ,de cubrir el coste del traslado de su fruta al lugar, dónde finalmente se comercializó , y que aunque entidades tan sociales como son las cooperativas, ya que en realidad su verdadera estructura comercial, está sustentada en la unión inicial, de unos agricultores, para la mayor equidad posible en el trato y en beneficios entre sus asociados.
En teoría tocarían el reparto de la segunda mitad de los diez millones de euros, que se cosedieron en el 2018 con carácter retroactivo para las ayudas al transporte y el reparto de las susodichas prestaciones, que cada OPP hizo en su día, al libre albedrío, sin consultar con sus productores por lo que causó gran revuelo y disconformidad , pero así sucedió con los primeros cinco millones de euros que iban destinados a los kilos comercializados en el año 2017.

A principios del año 2020 se repartirán los cinco millones de euros restantes ,que serán adjudicados a los kilos de plátanos de Canarias transportados en el 2018.

La actual promesa del reparto del dinero perteneciente a las ayudas al transporte del plátano de Canarias , ha sido hecha en primer lugar por la Organización productora platanera ;Agrícola Llanos de Sardinas, que tiene su sede en Gran Canaria, y que ya en su momento tuvo la iniciativa de entregar directamente a sus asociados las polémicas ayudas, ya que no siendo otra (Cupalma), que actuó en el último instante por arrastre ya de las polémicas que habían al respecto , las demás organizaciónes productoras plataneras de las 6 que componen el PDC, fue la única que decidió ingresar directamente a sus asociados las ayudas al transporte, que en su día reclamaron y consiguieron en conjunto Nueva Canarias y Coalición Canarias, para paliar parte de los gastos que se contraen con las largas distancias, que tienen que ser transportadas la frutas, si quieren ser comercializadas en península o otros países, y en este caso concreto la fruta más representativa de Canarias, “el plátano”.

El resto decidieron sin previa consulta a los legítimos dueños, o sea a los cosecheros plataneros, que no dejaron pasar la oportunidad de manifestar públicamente; “Que ellos, aunque no habían solicitado dichas ayudas , ciertamente si las habían pagado en sus respectivas escandallos (costo de empaquetar y transportar los plátanos Canarios al destino donde se comercializan en la actualidad, que paga íntegramente los agricultores ), si la querían cobrar en su totalidad. La lógica como pueden leer es aplastante, por lo que obviamente la deberían percibier los afectados.

Es imposible comulgar con la extraña “excusa”, que sacaron a colación las OPPs para quedarse con la mencionada subvención, de una manera totalitaria: Su teoría era cuando mínimo particular; Divulgaron el argumento, de “que si no se la quedaba la organización directamente , los productores pagarían dos veces a Hacienda,,,. Alegando que no era intermediarios si no entidades pagadoras por separado la OPPs y las cooperativas , actuando como si fueran más como una operación de compra y venta entre varias partes, la sombra de la amenaza para actuar con más impunidad, es que el fisco se quedaría con la gran totalidad de las ayudas. Pero en realidad eran; ¡unos meros intermediarios de una transacción donde sólo paga el último en recibir la ayuda económicas!.

Pero cuatro de las 6 OPPs, se adueñaron de las susodichas ayudas, aprovechando un vacío legal que hay al respecto, y manifestando que las iban a descontar gradualmente de los gastos de empaquetado y trasporte a sus afiliados.

Esto imposibilito a sus asociados reclamar está situación de inmediato, pero debido a la interpelacion de una plataforma en este mismo año, que lleva por título y por finalidad ;”Por un precio justo auténtico” para el agricultor del plátano por su labor en el campo.

Compuesta básicamente por una gran mayoría de agricultores plataneros del archipiélago Canario, y elevaron una reclamación ante el diputado del común, (defensor del pueblo). Hoy en día, aún sin una respuesta definitiva por parte de ésta herramienta de la administración del gobierno central , pero si con la consabida presión social que ha generado este conflicto de intereses , para que haya sido un revulsivo lo suficientemente corrosivo, para las organizaciones productoras plataneras que parecían llevar la misma intención que en el 2019, pero que al borde del ocaso de este mismo año, ya comienzan algunas a anunciar que las van a pagar directamente al cosechero.

El propio José Luis Ábalos;

Declaró que dichas ayudas al transporte del plátano de Canarias; “Irían derecho a los agricultores “. Algo que en la entrega inicial no se cumplió, si no parcialmente, con la más que justificada molestias por parte de los agricultores afectados , que no las pidieron, pero se vieron expoliados una vez más por sus propios mandatarios del subsector plátanero (éste tipo estrategia por parte de las organizaciones agrícolas es más común de lo deseado) , con los que parece, no guardan una excesiva afinidad.

Las ayudas en teoría serán repartidas en los meses iniciales del año 2020, siempre en función de los kilos comercializados por los cosecheros en el año 2018 sean socios, o en el caso concreto de los medianeros, éstos cobrarían en función de su contratos de aparecería que tengan preestablecidos previamente,. Y se les dará la cantidad finalmente acordada con su respectiva OPPs, que dada la opacidad de las mismas , es muy complicado saber exactamente cuál sería. Aunque deberían ser la misma cantidad para todas las que están operando con el plátano en Canarias.